Perlas de la sabiduría oriental

Se cuenta que el gran guerrero mongol Temujin, antes de convertirse en el gran Genghis Khan, a la alborada de una gran batalla, estaba en un pequeño bosquecillo con sus más cercanos hombres y sus dos posesiones más preciadas: su briososo caballo y su noble halcón. Este halcón había estado con Temujin desde que era un pichón, y el guerrero lo consideraba su más fiel aliado.

Temujin decidió alejarse un poco del campamento con su halcón para distraer su mente. Llegó a un pequeño riachuelo que se formaba de una cascada que corría de la colina –una escena realmente idílica. Hacía mucho calor ese día, y Temujin sintió mucha sed, y desmontó del caballo y liberó al halcón, que se remontó al aire. Tomó su copa y se agachó para recoger agua del riachuelo, pero inexplicablemente, ante la gran sorpresa de su dueño, el halcón cayó en picada y tumbó la copa de las manos de Temujin. Perplejo, y asombrado ante la audacia del ave, Temujin recogió la copa y se dirigió de nuevo al riachuelo. Nuevamente, cuando se disponía a beber, el halcón se lo impidió, tumbándole la copa.otra vez. Temujin, ahora comenzando a enfurecerse, no comprendía por qué su fiel ave decidió atacarlo así, pero insistía en ser más que el animal. Llenó la copa de nuevo, y esta evz el halcón la tumbó con tal fuerza que hasta le hizo un pequeño corte en la mano.

Temujin no era un hombre paciente ni racional, mucho menos en el estado de encolerización en el que ahora se encontraba por estar herido, de haber sido atacado tan de sorpresa; si su propio halcón, un animal, lo desafiaba de esa manera, ¿cómo podría controlar a sus hombres? De modo que preparó su espada. Cuando otra vez se agachó para recoger agua, ve al halcón iniciar su caída en picada de nuevo. Al estar a tiro, Temujin desenvainó la espada con la velocidad del rayo y corta al que fue su fiel amigo por tantos años en dos.

Aunque un guerrero despiadado, Temujin se entristeció de lo que había hecho, y decidió darle sepulcro al halcón en ese mismo espacio. Subió la colina donde empezaba la cascada para buscar una piedra de tamaño ideal para marcar el sitio donde su halcón tuvo que morir… Cuando llegó al estanque donde nacía el río, vio algo en el agua que le hizo comprender la actitud del halcón. Hundido en algua, estaba el cadáver de una venosísima víbora, que tanto con su veneno como con su putrefacción habían convertido el agua en una trampa mortal.

Herido de remordimiento, Temujin mandó hacer una placa con la efigie de su fiel halcón con las alas desplegadas. En cada ala colocó un sello: uno decía: “Nunca dudes que tus amigos quieren lo mejor para tí, incluso cuando te hieren”, y el otro, “Nada bueno puede salir de lo que se hace con rabia”.

Recuerdo haber leído esta historia hace unos meses. Y me acordé de ella porque hoy vi la película Héroe, de Zhang Yimou, con Jet Li como el héroe Sin Nombre, que ha llegado ante el Rey de la provincia Qin de China alegando que ha matado a los tres asesinos que buscaban acabar con su vida. La película es visualmente hermosísima, y la historia de cómo mató a los otros tres es contada de cuatro formas y colores ambientales distintos. Y las escenas de pelea son poesía en movimiento.

Pero la película además contiene un mensaje que asocio mucho con la historia de Temujin y el halcón. ¿Cuántas veces decidimos hacer las cosas por pura rabia e impulso? ¿Y bajo esas condiciones, cuántas veces nos salen realmente bien? La rabia, la venganza, el egoísmo y el deseo de ser más que los demás no son buenas fuentes de lucha. Poner el bien común por encima del propio sí lo es. Piensen en cuánto mejor estaríamos si no estuviéramos tan pendientes de ser mejor que los demás y lo estuviésemos más de ver cómo todos podríamos estar mejor juntos. Piensen en todo lo que podríamos lograr si en vez de tratar de surgir independientemente, buscáramos ser una sociedad interdependiente.

Mientras reflexionan sobre eso, les invito a leer Un Sueño para Venezuela, de Gerver Torres, para una idea para una sociedad interdependiente y hermosa (pueden bajarlo incluso en http://www.liderazgoyvision.org), y a que alquilen Héroe lo antes que puedan (junto con Ray, ya la vi en Blockbuster…).