Inspirado

Este post salió por uno que escribió mi pana en su blog, enamorado como está. Si conocieran al personaje, sabrán que uno, como hombre, tiene la mala costumbre de meterse con los panas cuando da muestras de ese amor, porque la sociedad en algún momento nos impuso que macho que se respeta jamás se anda con esa mariquera de romanticismos; la mujer se agarra por los pelos y se arrastra hasta la casa, donde no sale de la cocina ni de la cama, a arrastrar muchachos.

Gracias a Dios, la sociedad también ha demostrado que los que se aferran a esa imagen son los que se divorcian más, los que peor imagen tienen entre las mujeres, y son los pendejitos almibarados como él y (lo digo con orgullo) como yo que, después de llevarnos nuestros buenos coñazos, terminamos con felices relaciones de años y años, con suerte hasta familias como la de mis padres, casi cuarenta años de amores y más de treinta de matrimonio.

Ahora que yo estoy en esa relación que menciono, luego de un tiempo inquieto, luego de salir de otra larga relación, y ahora que tengo mi primer aniversario este domingo, tomo un momentico para agradecerte a tí, mi Marita, por ser ese espacio de tranquilidad cuando más lo necesito. A veces siento que no te estoy dando todo lo que te mereces, y supongo que es porque creo que te mereces tanto que no te lo puedo dar todo, y por eso me equivoco a veces. Cada día de estos 365 ha sido a la vez aleccionador, divertido, divino e inolvidable (aunque a veces quisiera olvidar detallitos por la pena, jejejeje…). Ojalá de verdad eso que nos propusimos hacer para el año que viene en efecto se de. Si he esperado tanto tiempo para escribir de ti por aquí, es porque he tenido miedo de que se me eche a perder de tanta exposición, porque es tan lindo que necesito que sólo mejore, que nada lo amenace. Pero bueno, este es mi equivalente a gritarlo desde el techo del mundo. TE AMO.

Y como cerré el comentario que dejé en el mblog del pana, QUE VIVA EL AMOR CARAJO.

P.D.: Quiero volver a empezar mis mañanas como debe ser. Tú me entiendes. 😉

2 comentarios en “Inspirado

  1. De bolas! Si uno está enamorado —y seguro de lo que tiene al lado—, ¿por qué coño no tendría uno que decirlo, viejito? ¿Qué clase de pena “macho-vernácula-pajúa” es esa? :pDe hecho, una relación que no aguante la más mínima exposición no sirve porque seguro hay algo que no le funciona bien.Saludos, men.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .